Desistes con facilidad, ¿Cómo están tus creencias de autoeficacia?

El desarrollo de los colaboradores en las organizaciones, no solo se debe enfocar en el aprendizaje de las habilidades técnicas, es necesario trabajar en las creencias, es decir, las percepciones de eficacia que pueden influir en la efectividad en la empresa.

La frase, ¡Si crees que puedes, tienes razón! ¡Si crees que no puedes tienes razón! Creada por Henry Ford, tiene importancia, porque lo que creas de ti mismo influye en tu percepción de capacidad.

Las creencias de autoeficacia se refieren a las percepciones o juicios que las personas tienen sobre su capacidad para llevar realizar una actividad o tarea, en este sentido el psicólogo Bandura, plantea que las personas tienen un sistema interno para ejercer control sobre sus pensamientos, acciones y conductas, siendo este sistema un componente importante en el logro de las metas y de un buen desempeño en la actividad que realizan.

Cuando los colaboradores dudan de sus habilidades, pueden creer que las cosas son más difíciles de lo que son, es decir interpretan las demandas o problemas del entorno como amenazas, por lo tanto, tienden a desistir o reducir el esfuerzo cuando necesitan realizar una actividad para la cual no se sienten preparados o creen que no tendrán éxito, sin embargo, si las creencias de autoeficacia son positivas pueden influir en el desempeño, perseverancia y en la capacidad de logro para la realización de determinadas tareas.

Para Sweetman y Luthans (2010), las creencias de autoeficacia positivas hacia la realización de actividades laborales, pueden considerarse indicadores de compromiso con el trabajo, asimismo señalan que los colaboradores tienden a ser más optimistas y resilientes, o sea, presentan un buen desempeño obteniendo resultados positivos en la organización.

Conclusión

  • La autoeficacia puede ser predictor del desempeño, perseverancia y motivación de los lideres o colaboradores en la organización.
  • Las expectativas de alta eficacia incrementan en los colaboradores, la autoconfianza y persistencia para hacer frente a las demandas, influenciando el esfuerzo y la energía para realizar la actividad o tarea encomendada.
  • Por otra parte, si las expectativas de autoeficacia del colaborador son negativas, sus evaluaciones o juicios sobre su capacidad para organizar y realizar acciones, afectarán su desempeño, debido a que se percibe con escasos recursos personales y sin expertice para enfrentar una situación que la percibe como incierta, amenazante y estresante, con la que no logrará lidiar y dejará de persistir porque considera que tendría un rendimiento deficitario.

Pregunta:

¿Qué se necesita para desarrollar las creencias de autoeficacia?

En un siguiente artículo seguiremos conociendo más sobre las creencias de autoeficacia.  😀😉👍

Comparte esta información si fue de valor y seguiremos descubriendo como mejorar tu salud emocional y autoliderazgo.

By Jorge Tizza

 

Share this post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Abrir chat